Translate

Wednesday, June 27, 2018

Selección mexicana de fútbol 0- Suecia 3. Elia Casillas




Mi crónica Marimar Franco K.Denisse Coronado Gec Esquer Sarmiento Rita Girones
México no le debe nada a Corea, ellos, nuestros queridos coreanos iban por su orgullo, dignidad, en su clase no pueden caer, rendirse, menos ante una selección como la alemana. En el primer minuto le sacan una tarjeta amarilla al jugador azteca, hubo de todo, mano, brazo, autogol, desplomes frente a la portería de Memo Ochoa, que en esta ocasión vestía un traje deportivo color naranja resaltando el bronceado rostro del mexicano. Una belleza de hombre, Ochoa, trabajó igual que siempre, pero los suecos estuvieron cazándolo. La tarjeta amarilla a Jesús Gallardo hizo que los nuestros entraran en pánico, ya no fueron los mismos, ni ellos, ni nosotros o mejor dicho, yo. Empecé a angustiarme, Dios bendito, qué horrible es la angustia, el rostro de los muchachos, incluso el perfil de Memo, cambió. Los suecos también golpearon a los nuestros, señores, esto es una guerra, y los muchachos cayeron tres a cero. Yo vi la derrota desde endenantes, ellos estaban desarticulados, y aunque Vela el guapo, tuvo oportunidad de anotar, la diosa suerte no volteó a verlo, ni a él, ni a los otros, nada más se acomodó del lado contrario. Tremendos hombres, altos, con sobrepeso algunos, o más bien, musculosos, bien dados, así, así como el muro que Donald Trump quiere, así estuvo esa pared, ¿y qué haces ante tremenda muralla? Los muchachos hicieron lo posible, lo imposible y lo inimaginable, nada funcionó ante ese cortafuego. Ludwin Augustinsson y Andreas Granqvist anotaron en la segunda mitad, luego vino el autogol de Edson Álvarez. Pobre chaval, que tragedia, ojalá dé vuelta a la hoja, que piense en que es una pesadilla, que a todos nos pasa, que es un error del que no es responsable porque el balón lo buscó a él, y luego, viajó a la red, tomando a Memo por sorpresa. ¿Qué los Coreanos les dieron el pase? No. No lo creo, sin los seis puntos que consiguieron ante Alemania y la misma Corea, fueron suficientes para ir a la otra ronda. ¿Qué le ganaron a Alemania? A eso vinieron, y si hubieran podido contra los mexicanos, también les ganan. Cené pollo estilo Vallarta y bueno, las penas con pan, son menos.


Navojoa, Son. Junio/27/2018





México 2, Corea 1


I cooked before going to bed, I made my delicious potato salad, I served my dish with golden toasts that are unique and only sold in Navojoa, Son. Before, I had to bathe, because if not, I do not sleep, but I was going to watch the game. While Luis García, Martinoli and Jorge Campos commented, I eat and eat, as if I had been tied three days in a row. Oh, what a life and that's over! The selected ones warmed up, hey, how handsome is Memo Ochoa! He followed and continued the warm-up of Mexican and Korean players, he continued, he continued, he continued ... I fell asleep. It is not human to wait all night, to get lost from the game, when I woke up they were already wearing the MORENA shorts and the white camisole, before, I saw them combined, green and white. Thank God I opened my eyes, about ten minutes before the Koreans provoked the penalty. The boys dominated enemy territory, you know that Hirving Lozano is lethal on the left, one of the opposing players tried to deflect the ball, oh boy, with the hand no, no, he did not listen and the direct shot comes to us. Carlos Vela, tuned his studs, made them handsome, he very dashing, I want to tell my friends that they do not like the ball, that Vela more than Mexican, looks Indian (from India), or Arabic. Moreno, with a closed beard, big, deep, loving eyes, in other words: a Juan without Fear. You know that these shots are treacherous and even the best, you can grab the devil's leg. Thank God, this did not happen and the race could shout: Golllllllllllllll and they started singing in the stands and prayers in the houses. I was calm, or rather, drowsy, I would lie if I told them that I know at what moment Javier Hernández "El Chicharito" got the second goal, the only thing I saw, that I observed was that the trajectory of the play was so similar, as when Hirving scored against Germany, I know that if you did not see the game, he is going to demand the maneuver of Hernandez. The Chicharito, already with the aviada, makes a cut in front of the Korean defender and leaves him without possibility, he does it on one side and stands alone in front of the goalie, hear, a kick to that ball and with the speed that grabs the ball, crossed the opposite universe, a black hole was made, the ball was lost in the infinity of the network and Javier made his first goal of the world, fourth in his career. But this does not end here, the Koreans are not easy prey, naive yes, easy no. Son Heung-min, his star and yes he is a chosen one, he and his team fought until the last moment, Son, was, is a very dangerous opponent, if you think that Koreans are small, no. No, Son Heung-min is a tall man. They ran into a wall, a real wall, there was Carlos Salcido and he did not allow them to enter the territory of Memo Ochoa. However, Son and his fighters rushed, Guillermo Ochoa and his Albatros flight could not do anything, the ball traveled to the bottom, to the bottom of Mexican hearts, to the bottom of the Koreans, to the bottom of the Germans, yes, because I'm sure that all Germany longed for the Korean victory, to be less unbalanced in their group. Finally the whistle came, the Mexican team took the second triumph of the contest, the screams, the roosters, the cheers, and the hats, the cute Cielito, the other Mexican anthem fluttered among the fanatics of the organizations, strong, clinging to the throats of the believers, of the sublime, of those who saved for four years to travel to Russia to launch their cry: Viva Mexico Cabrones! Son Heung-min cried, in the middle of happiness, my sad little heart for the misfortune of the Korean player, he became smaller, then, big, big, big. However, he fell asleep, lulled by the comments of the boys of TV Azteca, channel 7. It is my chronicle, Denisse Coronado, Marimar Franco K. Gec Esquer Sarmiento





Saturday, June 23, 2018

Elia Casillas: Mi crónica: Selección Mexicana 2, Corea 1.


Cociné antes de irme a la cama, hice mi rica ensalada de papa, serví mi plato con unas tostadas doradas que son únicas y que sólo se venden en Navojoa, Son. Antes, tuve que bañarme, porque si no, no duermo, pero iba a ver el partido. Mientras Luis García, Martinoli y Jorge Campos comentaban yo come y come, como si me hubieran tenido amarrada tres días seguidos. ¡Ay, qué vida y que se acabe! Los seleccionados calentaban, oiga, ¡qué guapo es Memo Ochoa! Siguió y siguió el calentamiento de jugadores mexicanos y coreanos, siguió, siguió, siguió... Me quedé dormida. No es de humanos esperar toda la noche, para perderme del partido, cuando desperté ya traían el short de MORENA y la camisola blanca, antes, los vi combinados, verde y blanco. Gracias a Dios abrí los ojos, como diez minutos antes de que los coreanos provocaran el penal. Los muchachos dominaban territorio enemigo, ya saben que Hirving Lozano es letal por la izquierda, uno de los jugadores contrarios intentó desviar el balón, ay muchacho, con la mano no, no, no escuchó y se nos viene el tiro directo. Carlos Vela, afinó sus tachones, los puso guapos, él muy gallardo, quiero decirles a mis amigas que no les gusta el balón pie, que Vela más que mexicano, parece indio (de la India), o árabe. Moreno, con barba cerrada, ojos grandes, profundos, amadores, en otras palabras: un Juan sin Miedo. Ustedes saben que estos tiros son traicioneros y hasta al mejor, le puede agarrar la pata el diablo. Gracias a Dios, esto no pasó y la raza pudo gritar: Golllllllllllllll y empezaron los cantos en las tribunas y los rezos en las casas. Yo estaba tranquila, o más bien, amodorrada, mentiría si les digo que sé en qué momento Javier Hernández "El Chicharito" metió el segundo tanto, lo único que vi, que observé es que era tan parecido el trayecto de la jugada, como cuando Hirving anotó contra Alemania, ya sé que si usted no vio el partido, me va a reclamar la maniobra de Hernández. El Chicharito, ya con la aviada, hace un recorte frente al defensa coreano y lo deja sin posibilidad, lo hace a un lado y se planta solo frente al portero, oigan, una patada a ese balón y con la velocidad que agarra la pelota, atravesó el universo contrario, se hizo un hoyo negro, el balón se perdió en el infinito de la red y Javier realizó su primer gol del mundial, cuarto en su carrera mundialista. Pero esto no acaba aquí, los coreanos no son presa fácil, ingenuos sí, fáciles no. Son Heung-min, su estrella y sí que es un elegido, él y su equipo lucharon hasta el último momento, Son, era, es un rival muy peligroso, si usted piensa que los coreanos son pequeños, no. No, Son Heung-min es un hombre alto. Se toparon con un muro, un muro real, ahí estaba Carlos Salcido y no les permitía las llegadas a territorio de Memo Ochoa. Sin embargo, Son y sus aguerridos se abalanzaron, Guillermo Ochoa y su vuelo de Albatros nada pudieron hacer, el balón viajó al fondo, al fondo de los corazones mexicanos, al fondo de los coreanos, al fondo de los alemanes, sí, porque estoy segura de que Alemania entera anhelaba la victoria coreana, para quedar menos desbalanceados en su grupo. Finalmente llegó el silbido, la selección mexicana se llevaba el segundo triunfo de la contienda, saltaron los gritos, los gallos, los vivas, y los sombreros, el Cielito lindo, el otro himno mexicano revoloteaba entre los fanáticos de las organizaciones, fuerte, aferrado a las gargantas de los creyentes, de los sublimes, de los que ahorraron por cuatro años para viajar a Rusia a lanzar su grito: ¡Viva México Cabrones! Son Heung-min lloró, en medio de la felicidad, mi corazoncito triste por la desgracia del jugador coreano, se hizo más chiquito, luego, grande, grande, grande. Sin embargo, se quedó dormido, arrullado por los comentarios de los muchachos de TV Azteca, canal 7. Es mi crónica, Denisse CoronadoMarimar Franco K. Gec Esquer Sarmiento




Tuesday, June 19, 2018

Los siete locos, Cap. 3, La farsa

 
                                      43

Ustedes saben mejor que yo que para ser diputado hay que haber tenido una carrera de mentiras, comenzando como vago de comité; transando y haciendo vida común con perdularios de todas las calañas, en fin, una vida al margen del código y de la verdad. No sé si esto ocurre en países más civilizados que los nuestros, pero aquí es así. En nuestra cámara de diputados y de senadores, hay sujetos acusados de usura y homicidio, bandidos vendidos a empresas extranjeras, individuos de una ignorancia tan crasa, que el parlamentarismo resulta aquí la comedia más grotesca que haya podido envilecer a un país. Las elecciones presidenciales se hacen con capitales norteamericanos, previa promesa de otorgar concesiones a una empresa interesada en explotar nuestras riquezas nacionales. No exagero cuando digo que la lucha de los partidos políticos en nuestra patria no es nada más que una riña entre comerciantes que quieren vender el país al mejor postor.

Los siete locos, Cap. 3, La farsa

Monday, June 18, 2018

Alfredo Jalife: La Privatización del AGUA en México

Elia Casillas: México 1, Alemania 0


Dicen que no escribí mi crónica a cerca de la victoria de la selección de fútbol mexicana. Es cierto. Llegué de la calle con hambre, el espíritu tranquilo, fui directo a la televisión, Argentina me intrigaba por Messi. De pasada prendí mi computadora  de escritorio. Saqué el pollo con almendras y el espagueti. Supe que México jugaba a las ocho de la mañana, hora del pacífico. Dios mío, Dios Santo, Dios de los desvelados, ocho de la mañana. ¿Será que despierte? Ocho de la mañana. Ayer fui a escuchar a la gran banda de Javier Soto, una banda con once elementos, todos buenos, él, Javier, fue alumno del profesor Romeo Aguilar, imagino que muchos de los que ahí tocan también fueron sus pupilos. Pocos maestros como él. ¿Y la selección mexicana? Para empezar, sólo recuerdo a Guillermo Ochoa, a Rafa Márquez, al Chicharito Hernández, Guardado y... Me faltó uno. Aún así, iba a jugar la selección mexicana, y como quiera, siempre queremos que ganen, aunque sean unos perdedores, tal vez, nos proyectamos en ellos. No es que no ganen, les perdí la pista, un día me harté y dejé las migajas para que lo pájaros las desaparecieran. Cuando ellos jugaban (en otros tiempos), mis hijos y yo frente a la televisión   casi con la bandera en la mano, fritanga y refrescos, días, noches felices, gritando a la selección, ganaran o perdieran, nadie puedo quitarnos el ánimo.  Ahora estoy nada más con mi sombra y a veces, ni sombra hago. Pero es la selección, Tata, que no me vaya a quedar dormida, si apenas a las ocho de la mañana estoy en el primer sueño. Ocho de la mañana en punto, ocho de la mañana y abro un ojo. Vi el reloj de la televisión: 8:00 ¡Desperté! Me fui a los canales de ESPN, de FOX y tal vez era mi desesperación por encontrarlos que hasta dudé del día. Di clic al número 1 del control y entré a los canales de TV Azteca y escuché los gritos de Martinoli, García y Campos, canal 7. Ahí me quedé, me encantan ellos, son comentaristas divertidos, por lo menos hacen que el sufrimiento aligere.  El partido era para penar, pero en el medio tiempo los nuestros dominaban la cancha, el equipo alemán estaba desorientado, no esperaban la bravura, el empuje, el agarre, el tú por tú con los nuestros. Hubo una descolgada y no pasó a mayores, pero ellos insistían,  Javier, el Chicharito era el chile de todos los moles buscando una oportunidad, en eso dio un pase a Lozano y ya nadie lo detuvo, ahí, frente al portero germano, el balón solo, solo el balón tomó vuelo y se fue al fondo de la red.   Era gol, y aún así, esperé el grito de los Martinolis, de García y sus justicieros. Era gol. Era gol, increíble, era un gol de la selección mexicana. Luego, Guardado tuvo otra descolgada, y se le fue, casi era el segundo tanto, pero de tanto en tanto, nos quedamos con el grito.  En ese medio tiempo, las dos selecciones vendieron su alma. Aunque para el segundo,  Alemania sacó sus mejores bisteces, los mexicanos ya habían hecho la machaca. ¡Ay Dios Santo! Aquello era un merequetengue en la portería de Memo, ay ese Ochoa sí que estuvo con mucho trabajo, ya iba, venía, volaba, se caía, pero nunca dejó que la pelota nos agujerara el marcador. Hablamos del gol de Hirving, pero Memo Ochoa se cuece aparte. Los tres minutos que dio el árbitro fueron mi gran sufrir, ¿por qué no dio uno, por qué tres? Rafa Márquez ya estaba ahí, y me sentí tranquila, pero son los alemanes y no se dieron por vencidos, pero ya la diosa suerte, jugaba con los nuestros. Al fin sonó el silbato, al fin, al fin, una victoria contra los teutones, Marimar Franco K. Al fin. Me levanté, cociné unos huevos con chorizo y mi taza de café. ¿Por qué sentimos esa felicidad cuando gana la selección mexicana de fútbol? No lo sé, pero hoy, no me cambio por nadie. Aunque ya no ganen, este partido para mí, fue lo mejor de los muchachos, ojalá tengan más sorpresas, eso, sólo Dios lo sabe. ¿No cree usted?





Sunday, June 17, 2018

Saturday, June 16, 2018

Thursday, June 14, 2018

Elia Casillas: Sola, sin tu sombra


Marisa Monte, Cesaria Evora & Dulce Pontes - Sodade (Expo Lisboa '98)

José Angel Leyva: Restauración.




Restauración.
El voto en favor de López Obrador garantiza básicamente una cosa, no muchas más: restauración. Este concepto se emplea en las computadoras para recuperar el buen funcionamiento en un punto donde un proceso maligno comenzó a tener lugar en el sistema operativo.
López Obrador no es un revolucionario ni un izquierdista radical, es un político formado en el viejo PRI y en las nuevas luchas por la democracia mexicana. Dirigente del PRD y fundador de su propio partido: MORENA. Jefe de Gobierno de la ciudad más grande y la capital del país. Con una administración aceptable. Audaz y temerario en su proyecto de desarrollo urbano, que privilegió a los autos antes que a los peatones, pero impuso políticas sociales que le redituaron muchos votos entre las personas de la tercera edad y otros sectores vulnerables. La ciudad no sólo no se empobreció sino que mejoró mucho en seguridad y en ciudadanía. Otros han imitado sus acciones, buenas o malas, pero las han replicado.
Un hombre que ha luchado durante muchos años por la presidencia de la República, con la idea de recuperar lo perdido. Ese es su objetivo central, y no es poco. El país se ha empobrecido, ha sufrido una decadencia profunda en lo moral y en sus instituciones, la corrupción es asfixiante, el tejido social y cultural está podrido, el miedo crece y crece, la desconfianza sustituye al ánimo de construcción y de solidaridad, el saqueo no tiene parámetros, la política es un gran negocio y muchos ciudadanos ven en esa oportunidad, la de ejercer un cargo público o administrativo, un momento para enriquecerse porque confían en la impunidad. Y esta, la impunidad, es a todas luces el músculo más fuerte de los delincuentes y de los políticos, que ven un campo libre para la rapacidad y la violencia. La pobreza, el analfabetismo, la delincuencia, el desfalco de la nación, la destrucción de los recursos naturales, la pérdida de soberanía, son elementos corrosivos que afectan pilares centrales de la nación a punto del colapso.
López Obrador no sólo no es un peligro, no es tampoco un revolucionario, ni un comunista, ni un anarquista, ni un militar, es un reformador, un nacionalista católico, un ex priista que anhela retomar ese punto donde comenzó a desmoronarse la vida institucional de este país. Sólo eso. Pero hay decirlo, es mucho, es una acción de gran calado en una sociedad y una nación en decadencia.
Como en las computadoras, su gestión sería ese punto de restauración del sistema para funcionar de nuevo sin sobresaltos. Pero es cierto que desde ya debemos pensar en que seremos una masa crítica, una conciencia popular que demande ser parte de la toma de decisiones. Porque MORENA no está exenta de esos políticos que ven su oportunidad de servirse y no servir.






Elia Casillas: y en mí






Monday, June 11, 2018

Elia Casillas: Sola, sin tu sombra








Esto escribió Anthony Bourdain sobre México


Esto escribió Anthony Bourdain sobre México, su gastronomía y su incómoda relación con EUA:
“Pasé la mayor parte de mi vida como cocinero trabajando con mexicanos.
En casi todas las cocinas en las que tropecé, desorientado y temeroso, fue un mexicano quien me cuidó y me mostró cómo hacer todo.
Las recientes expresiones vertidas en mi país en las que los mexicanos son llamados violadores y traficantes de drogas me dan ganas de vomitar de la vergüenza.
Los estadounidenses aman la comida mexicana. Consumimos grandes cantidades de nachos, tacos, burritos, tortas, enchiladas, tamales y todo lo que parezca mexicano.
Nos encantan las bebidas mexicanas y tomamos enormes cantidades de tequila, mezcal y cerveza mexicana cada año. Nos encantan los mexicanos, ciertamente empleamos a enormes cantidades de ellos.
A pesar de nuestras actitudes ridículamente hipócritas hacia la inmigración, exigimos que los mexicanos cocinen un gran porcentaje de los alimentos que comemos, que cultiven los ingredientes que necesitamos para hacer esa comida, que limpien nuestras casas, corten nuestro césped, laven nuestros platos, cuiden a nuestros hijos.
Como cualquier chef les dirá, toda nuestra industria de servicios -el negocio de los restaurantes tal como lo conocemos- colapsaría de la noche a la mañana en la mayoría de las ciudades estadounidenses sin trabajadores mexicanos.
A algunos, por supuesto, les gusta afirmar que los mexicanos están "robando empleos estadounidenses". Pero en dos décadas como chef y empleador nunca me pasó que un chico estadounidense entrara por mi puerta y solicitara un puesto de lavaplatos, de porter o o incluso un trabajo como cocinero de comida precocinada.
Los mexicanos hacen gran parte del trabajo en este país que los estadounidenses, de manera demostrable, simplemente no harán .
México. Nuestro hermano de otra madre. Un país con el cual, queramos o no, estamos inexorablemente comprometidos en un cercano, aunque frecuentemente incómodo, abrazo. Míralo. Es hermoso. Tiene algunas de las playas más deslumbrantemente bellas del mundo. Montañas, desiertos, selvas.
Una bella arquitectura colonial y una trágica, elegante, violenta, absurda, heroica, lamentable y descorazonadora historia. Las zonas vinícolas de México compiten con la Toscana en hermosura. Sus sitios arqueológicos, los restos de grandes imperios, sin paralelo en ninguna parte.
Y, por mucho que pensemos que la conocemos y amamos, apenas hemos rasguñado la superficie de lo que realmente es la comida mexicana . NO es queso derretido sobre una tortilla. No es simple ni fácil.
Una verdadera salsa de mole, por ejemplo, puede requerir DÍAS para hacer, un balance de ingredientes frescos (siempre frescos), meticulosamente preparados a mano. Podría ser, debería ser, una de las cocinas más excitantes del planeta.
Si prestamos atención. Las antiguas escuelas de cocina de Oaxaca hacen algunas de las salsas más difíciles y con más matices de la gastronomía. Y algunos en las nuevas generaciones, muchos de los cuales han sido entrenados en las cocinas de Estados Unidos y Europa han regresado a su país para llevar a la comida mexicana a nuevas y emocionantes alturas.
En los años que llevo haciendo televisión en México, este es uno de los lugares donde nosotros, como equipo, somos más felices cuando termina el día de trabajo. Nos reuniremos alrededor de un puesto callejero y pedimos tacos suaves con salsas frescas, brillantes y deliciosas.
Bebemos cerveza mexicana fría, sorbemos mezcal humeante, escuchamos con ojos húmedos a las canciones sentimentales de los músicos callejeros. Miraremos alrededor y destacaremos por centésima vez, qué lugar extraordinario es este.”







Sunday, June 10, 2018

Elia Casillas: POR ESTA HEBRA


FIL: Guadalajara, Jalisco

La sonrisa felina suena remota

tengo tus ojos en el amor de los dedos

y juego con ellos a las canicas.

Tu imagen en las manos es un relieve fresco,

    añoro la ternura que aún abraza las pestañas

y me hace mariposa azul

en esta burbuja de sueños infinitos.

Los barcos de la noche

están encarcelados en la niebla

y en el carnaval de los fantasmas

la luna se agita

con la sangre de mis gitanos.

Tienes la hebra bendita

que apresura el escrito con su remo

y creces en el alfabeto

pero hoy que sobra el papel,

los insectos se acabaron las palabras. 

Despierto con ilusiones

y me lastima el vacío,
 
pongo los muslos en oferta,

y en el juguetero de la vida

    un hombre araña mi vestido blanco

con un solo ojo.

Este es mi vino,

bienvenido a la cena del fruto,

vea el festín    

¿me reconoce en el río de uvas?

Estuve en sus venas,

y calenté la inspiración en el voladero de la

noche

solo los cuerpos alumbraron la neblina

que ardía entre las naves,

hoy me izo en su ganzúa

y un olor mulo chorrea

en la túnica blanca de mi esclavitud.

Se clavó en el pulso

y en las hebras zarcas de los muslos

soy una chispita en el latido

    elevada en el arrebato

y en la miel de su hombre perverso

una mujer hierve en sal líquida.
                         
Estoy en la carrera de los frágiles

 y desciendo sin un mendrugo

que disimule la suerte de ser letra

cuando el pueblo aprende que leer es moda

que llegó vestida                          

y se va desnuda.






POR ESTA HEBRA: Elia Casillas


Cortometraje animado sobre la vida de Leo Messi - Gatorade

Thursday, June 07, 2018

Flor Amargo "La Sandunga"

Elia Casillas: If you have been in Navachiste, Sin



 If you have been in Navachiste, Sin. You know, he is aware that the gnats are unique, that he will remember the International Festival of the Arts and he will immediately associate the event with these little ones and it will return the itch. I want to tell you that they are not there, I do not know how they crossed two states, but here they are. Every dark, as soon as they perceive me, they cover me. If I write at this moment, it is because of the discipline, because of this job that brings me from where I am connected, this task that leaves me unprotected with these vampires. Now, at this moment I am a black spot sitting in front of the monitor, -so you must imagine me. When I walk, and water the plants, when I mud and even when I prepare the food, I am a mournful shadow. The only way to put them aside, the only way to give me a break is when I bathe and I can see how the blackened stain goes down the drain, and then, as soon as I get tangled in the towel, the dark Tsunami takes over me, I sleep with me However, as soon as I wake up, I do not see them and I think they will not return, but no, the night falls and they assault me, they surprise me, they attack me. We fumigated and I look for them in the day and the house is clean. Suddenly I get the remorse for the insecticide, -poor. This revenge is costing me, of this revenge I do not know how I'm going to leave.


Navojoa, Son. May / 24/2018








Wednesday, June 06, 2018

Elia Casillas. LOS JEJENES DE NAVACHISTE


 Si usted ha estado en Navachiste, Sin. Sabe, está al tanto de que los jejenes son únicos, que va a recordar el Festival Internacional de las Artes e, inmediatamente asociará el evento con estos pequeñines y le regresará la comezón. Quiero decirle que ellos no están allá, yo no sé cómo atravesaron dos estados, pero por aquí andan. Cada oscurecer, en cuanto me perciben, me cubren toda.    Si escribo en este momento, es por la disciplina, por este oficio que me trae desde donde me conecto, esta tarea que   me deja desprotegida con estos  vampirines. Ahora, en este momento soy una mancha negra sentada frente al monitor, -así debe imaginarme. Cuando camino, y riego las plantas, cuando barro y  hasta cuando preparo los alimentos, soy una sombra enlutada. La única manera de hacerlos a un lado, la única forma de darme un respiro es cuando me baño y puedo ver como la mancha ennegrecida se va por la coladera, para luego, en cuanto salgo enredada en la toalla,   el Tsunami oscuro se apodera de mí, duerme conmigo. Sin embargo, en cuanto despierto, no los veo y pienso en que no volverán, pero no,   cae la noche y me asaltan, me sorprenden, me atacan.  Ya fumigamos y los busco en el día y la casa está limpia. De pronto me entra el remordimiento por el insecticida, -pobres. Esta venganza me está costando, de este desquite no sé cómo voy a salir.


Navojoa, Son. Mayo/24/2018





Elia Casillas: Tú y yo







Tuesday, June 05, 2018

Ediciones Lago Sur convoca:


CONCURSOS LITERARIOS

Estimada escritora,
Estimado escritor:

     En nombre de Ediciones Lago Sur, reciba un cordial saludo. El propósito de esta comunicación es invitarle a participar en nuestros concursos literarios: Primer Certamen Internacional de Poesía, Primer Certamen Internacional de Sonetos, y Primer Certamen Internacional de Relato Corto AVENTURAS DE MI VIAJE. En vista de que nuestra página WEB se encuentra en construcción, decidimos utilizar el correo electrónico para hacerle llegar de manera personal la referida invitación.
     Las bases para la participación en estos certámenes, se encuentran detalladas a continuación: 

Primer Certamen Internacional de Poesía 
 (Recepción hasta el día 30 de septiembre de 2018)
Ediciones Lago Sur convoca a su Primer Certamen Internacional de Poesía, el cual se regirá por las siguientes bases:
1.-        Podrán participar todas las personas mayores de edad, con obras inéditas, sin restricciones por residencia y nacionalidad.
2.-        Los trabajos deben ser escritos en idioma castellano, en tipografía Arial, cuerpo  12, sin errores de ortografía ni de puntuación.
3.-        Los temas y versificación serán libres. Cada participante podrá enviar un máximo de                            tres poesías.
4.-        Los trabajos deben ser remitidos vía internet a la dirección ediciones.els@gmail.com, en dos archivos en formato Word. El primer archivo será identificado con título, la obra y sin firma. El segundo archivo se identificará AUTOR y contendrá los datos que lo identifiquen, título de la obra, ciudad y país donde   reside, número de teléfono, dirección de correo electrónico y fotocopia de documento de identidad o pasaporte.
5.-        El plazo de recepción de trabajos vencerá el día 30 de septiembre de 2018 a las 24:00, hora de República Dominicana.
6.-        Los autores seleccionados recibirán la información vía correo electrónico.
7.-        El jurado estará conformado por tres personas de reconocida trayectoria literaria.
8.-        El ganador recibirá un premio de cien dólares  y la publicación de su obra con las  de los finalistas, en una antología, que podrá ser adquirida por los participantes; y cuyo título será tomado del texto de la poesía ganadora.
9.-        Los autores cederán sus derechos a Ediciones Lago Sur, sin contraprestación alguna.
10.-      La edición se elaborará en orden de llegada de los trabajos.
11.-      El acto de participar en este concurso, hace responsable de la autoría al participante del trabajo presentado. Ediciones Lago Sur se reserva el Derecho se servir sólo como medio de convocación para el concurso, edición y producción del mencionado libro.
12.-      Lo no previsto en estas bases, será resuelto por el Jurado.
13.-      Los participantes declaran que aceptan las bases arriba expuesta

Primer Certamen Internacional de Relato Corto Aventuras de mi Viaje
(Recepción hasta el día 30 de septiembre de 2018)


Ediciones Lago Sur convoca a su Primer Certamen Internacional de Relato Corto, el cual se regirá por las siguientes bases:

1.-        Podrán participar todas las personas mayores de edad, con obras inéditas, sin restricciones por residencia y nacionalidad.
2.-        Los trabajos deben ser escritos en idioma castellano, en tipografía Arial, cuerpo  12, sin errores de ortografía ni de puntuación.
3.-        Los temas serán referidos experiencias vividas en un viaje, humor, contratiempos, incomodidades o cualquier otra situación vivida en un viaje, digna de recordar y contar. No se aceptarán temas  de erotismo.
4.-        Los trabajos deben ser remitidos vía internet a la dirección ediciones.els@gmail.com, en dos archivos en formato Word. El primer archivo será identificado con título, la obra y sin firma. El segundo archivo se identificará AUTOR y contendrá los datos que lo identifiquen, título de la obra, ciudad y país donde reside, número de teléfono, dirección de correo electrónico y fotocopia de documento de identidad o pasaporte.
5.-        El plazo de recepción de trabajos vencerá el día 30 de septiembre de 2018 a las 24:00, hora de República Dominicana.
6.-        Los autores seleccionados recibirán la información vía correo electrónico.
7.-        El jurado estará conformado por tres personas de reconocida trayectoria literaria.
8.-        El ganador recibirá un premio de cien dólares  y la publicación de su obra con las  de los finalistas, en una antología cuyo título será AVENTURAS DE MI VIAJE,que podrá ser adquirida por los participantes.
9.-        Los autores cederán sus derechos a Ediciones Lago Sur, sin contraprestación alguna.
10.-      La edición se elaborará en orden de llegada de los trabajos.
11.-      El acto de participar en este concurso, hace responsable de la autoría al participante del trabajo presentado. Ediciones Lago Sur se reserva el Derecho se servir sólo como medio de convocación para el concurso, edición y producción del mencionado libro.
12.-      Lo no previsto en estas Bases, será resuelto por el Jurado.
13.-      Los participantes declaran que aceptan las bases arriba expuestas-
14.-      Cada participante puede enviar un máximo de tres relatos con extensión máxima    de cinco páginas A24 cada uno.

Primer Certamen Internacional de Sonetos
(Recepción hasta el día 30 de septiembre de 2018) 

Ediciones Lago Sur convoca a su Primer Certamen Internacional de Sonetos, el cual se regirá por las siguientes bases:

1.-        Podrán participar todas las personas mayores de edad, con obras inéditas, sin     restricciones por residencia y nacionalidad.
2.-        Los trabajos deben ser escritos en idioma castellano, en tipografía Arial, cuerpo  12, sin errores de ortografía ni de puntuación.
3.-        Los sonetos deben ser endecasílabos, atendiendo a las reglas de métrica, rima y  versificación de este tipo de poema. No se aceptarán temas de erotismo.
4.-        Los trabajos deben ser remitidos vía internet a la dirección ediciones.els@gmail.com, en dos archivos en formato Word. El primer archivo será identificado con título, la obra y sin firma. El segundo archivo se identificará AUTOR y contendrá los datos que lo identifiquen, título de la obra, ciudad y país donde reside, número de teléfono, dirección de correo electrónico y fotocopia de documento de identidad o pasaporte.
5.-        El plazo de recepción de trabajos vencerá el día 30 de septiembre de 2018 a las 24:00, hora de República Dominicana.
6.-        Los autores seleccionados recibirán la información vía correo electrónico.
7.-        El jurado estará conformado por tres personas de reconocida trayectoria literaria.
8.-        El ganador recibirá un premio de cien dólares  y la publicación de su obra con las  de los finalistas, en una antología que podrá ser adquirida por los participantes; y cuyo título será tomado del soneto ganador.
9.-        Los autores cederán sus derechos a Ediciones Lago Sur, sin contraprestación alguna.
10.-      La edición se elaborará en orden de llegada de los trabajos.
11.-      El acto de participar en este concurso, hace responsable de la autoría al participante del trabajo presentado. Ediciones Lago Sur se reserva el Derecho de servir sólo como medio de convocación para el concurso, edición y producción del mencionado libro.
12.-      Lo no previsto en estas bases, será resuelto por el Jurado.
13.-      Los participantes declaran que aceptan las bases arriba expuestas.
14.-      Cada participante puede enviar un máximo de tres sonetos.

Cualquier aclaratoria puede ser solicitada a través de nuestro correo electrónico ediciones.els@gmail.com, donde gustosamente le brindaremos respuesta a sus inquietudes y le reiteramos nuestra disposición de servirle como medio para la publicación de sus escritos.
Ediciones Lago Sur es marca registrada en la Oficina Nacional de Propiedad Industrial (ONAPI), del Ministerio de Industria, Comercio y Mipymes, República Dominicana, bajo el número 499224.
Sin otro particular, nos suscribimos de Usted.







Sunday, June 03, 2018

La Tarahumara: hambruna al estilo Somalia




La sequía que azota el norte del país causa graves daños por desnutrición y enfermedad a los rarámuris que habitan la Sierra Tarahumara, donde se padece una crisis alimentaria sin precedente. Los gobiernos federal y estatal no han sido capaces de responder adecuadamente ante esta emergencia humanitaria que podría agravarse aún más este año. En 2011, adicionalmente, la falta de lluvias afectó a las cosechas de mariguana y amapola, sostén de muchos pueblos serranos.
BOCOYNA, CHIH.- Cuando la sacaron de las barrancas de Urique y la ingresaron de urgencia en la clínica para rarámuris, Margarita estaba despellejada debido a la desnutrición extrema. Los médicos batallaron para encontrar dónde colocarle la aguja que pasaría el suero. No sobrevivió. Tenía tres años.
“Hace mucho que no se nos moría un niño por desnutrición. Este año el número de los que ingresan es similar a otros. La diferencia es que llegan más graves y se quedan hospitalizados más días. Comenzaron a llegar desde octubre, cosa que no ocurría porque esa es la época de las cosechas. Pero este año no hubo. Tampoco teníamos adultos con desnutrición grave y ahora hemos tenido 19, sin sumar a los que vienen con tuberculosis asociada a la desnutrición”, explica el jesuita Guadalupe Gasca, director de la clínica Santa Teresita de Creel, donde murió Margarita.
En el recorrido por ese hospital, dedicado a salvar vidas de los indígenas, se observan fotos pegadas en las paredes que datan de su fundación, en los setenta. Muestran niños rarámuris con panzas infladas y las costillas marcadas en la piel. Detrás del vidrio es posible ver esas mismas imágenes en vivo: niños y niñas en sus cuneros que fueron internados este invierno con los mismos síntomas que sus ancestros: estómagos inflados, huesos marcados en la piel, despellejamiento, palidez, diarreas asesinas, hinchazón general, inapetencia, llanto de desesperación.
En la sala A, o de terapia, está Adelina, de seis años, que ingresó un día después de Navidad con la piel quebrada. Tres días antes llegó una niña prematura con malformaciones, desnutrida desde que estaba en el útero. Una semana antes entró Luis Carlos, casi sin peso, con diarrea y neumonía, a punto del paro cardiaco.
En la sala B, para niños que salieron de la emergencia, está María Lucía, ahora de un año. Ingresó en septiembre, cuando pesaba tres kilos, dos menos de lo normal. Fernando llegó hinchado, con 10 engañosos kilos. Cuando se desinflaron los edemas que lo cubrían mostró su peso real: estaba casi en huesos y ahora ya le comienza a salir piel nueva.
Rogelio, de año y medio, ingresó con piernas y brazos encogidos, como si tuviera que protegerse de algo. Lloraba sin cesar y un médico creyó que tenía daño cerebral y poco tiempo de vida; sin embargo, ya se levanta de su cuna y sonríe.
“Esta es Malena. Antes no se podía ni sentar por debilidad. Ahora camina, se ríe. Parece sencillo pero es un logro que quieran comer o que sonrían, pues eso indica que poco a poco han ido agarrando fuerzas. Porque cuando llegan no piden nada, están acostumbrados a no comer; les tienes que dar poco a poco para no descompensarlos, porque su organismo ya se adaptó, y conforme se van recuperando comienzan a pedir y pedir”, dice la doctora Alejandra González al recorrer el pabellón, mientras acaricia a la niña que se ve sana aunque en noviembre presentaba desnutrición mixta: delgada de la cintura hacia arriba, gorda de la cadera a los pies, diarrea y neumonía.
Cuando estos infantes vuelven a pasar alimentos y recuerdan el sabor de la comida se alborotan desde los cuneros del puro escuchar el ruido que hacen las ruedas del carrito en el que les llevan la leche. Unos se ponen de pie, los más pequeños arquean la espalda, todos hacen fiesta a su manera.
Los que ya caminan son transferidos al área de nutrición, donde se les ve comer con ansia. Los primeros días roban comida a los otros compañeros hasta que se dan cuenta que alcanza para todos. Sólo a Jacinto –un travieso de siete años– parece que no se le quita el hambre y durante la comida esconde tortillas.
“Cuando vamos a dar de alta a un niño le comenzamos a bajar la cantidad de pollo y de leche, le quitamos la carne, le damos frijol, pastita, tortilla y papa, para que se vaya readecuando a lo que comía antes. Los das de alta cuando juegan, sonríen, tienen la piel y el pelo bonitos y sabemos que pueden resistir el ambiente que los espera, porque aquí aprendieron a pedir su comida y ya podrán defenderse. Aunque hay niños que nos dicen que no quieren irse a casa, sienten que no van a tener qué comer”, explica la religiosa que dirige la clínica, Juana Aguilar.
Ella está consciente de que 2012 será difícil: la desnutrición se asoma incluso en las comunidades con programas alimentarios de la Fundación Llaguno, donde lleva el control de talla y peso infantil. Y, como dice, este fenómeno se está agudizando porque la comida comienza a acabarse.
No únicamente en el hospital del Creel se advierten los efectos del hambre. En noviembre pasado, en el Hospital Infantil de Chihuahua murió por desnutrición un niño de tres años llamado Diego. Además, seis actas de defunción de adultos del municipio de Carichic, expedidas en 2011, refieren la desnutrición como causa de muerte.
Internado en un cuarto con otros adultos se encuentra Candelario, un anciano que calcula tener 80 años, pero las enfermeras saben que apenas tiene 60. Cuando se le pregunta cómo dejó su parcela dice: “Nada levantó ahora, ta’ seco”.
Sin cosechas
La sequía es la explicación al hambre que se pasea por la Sierra Tarahumara y que comienza a meter en apuros a 60 mil familias que desde octubre de 2011 y hasta la cosecha de octubre de 2012 no tendrán comida.
El gobierno estatal estima que aproximadamente 250 mil serranos resultaron damnificados por la helada atípica (de -20 grados) de febrero de 2011, que pulverizó la cubierta vegetal, y la sequía más severa del último medio siglo, que impidió que se lograran las cosechas de maíz y frijol e incluso mató el pasto para el ganado. Si en 2010 las cosechas dieron 180 mil toneladas de maíz, para 2011 rindieron sólo 500, y de 123 mil toneladas de frijol que se sacaban, el año pasado sólo se recopilaron 20 mil.
La escasez duplicó y en unos casos hasta triplicó el precio de los granos en la sierra. La sequía mató de sed a 200 mil animales de uso ganadero, casi la décima parte de los que existían. Disparó en 300% los precios de los forrajes con los que se alimentan.
“Los pastizales no se recuperaron, hubo que comprar pastura y como casi no hubo cosechas hay pocos rastrojos para alimentar al ganado, lo que elevó muchísimo el costo de los forrajes; además, los pocos que había los empezaron a llevar a Durango, Coahuila y Texas”, explica el exdiputado y asesor del Frente Democrático Campesino Víctor Quintana.
“Por la sequía no hubo temporada de cosecha de mariguana y amapola, y eso deteriora la economía de la sierra de todo el corredor de la droga. Desde octubre comenzamos a detectar en las comunidades que grupos de gente se metieron a robar comida, ya no los implementos de trabajo o las cobijas, sino la comida.
“También nos están contando que ha habido suicidios de padres de familia que salen de su casa a buscar alimentos y por la desesperación de no encontrarlos se tiran al vacío”, informa Martín Solís, de El Barzón, una de las organizaciones que el pasado 23 de octubre se movilizó para exigir un programa de atención a la crisis alimentaria.
“Se usarán los 115 millones de pesos del Seguro Catastrófico con el que indemnizarán las aseguradoras, pero la pérdida es de 3 mil 600 millones de pesos, estamos pidiendo que ese dinero se destine al problema del hambre que empezó en noviembre y acabará hasta octubre, si es que llueve; si no, otra vez no habrá cosecha”, dice el barzonista.
Felipe Calderón recorrió los estados afectados por la sequía y anunció para los municipios afectados recursos del Fondo Nacional de Desastres, subsidio al gasóleo (combustible que –critica Quintana– dejó de utilizarse) y la bancarización del programa Oportunidades.
Desde que el gobierno estatal reconoció el problema y exigió recursos a la federación, en los medios de Chihuahua se informa que en la Sierra Tarahumara se padece “hambre al estilo de Somalia”, que hay “hambruna generalizada”, “crisis alimentaria”, “emergencia humanitaria”, y se acompaña al gobernador César Duarte a las entregas de despensas.
“Estamos en una situación agrícola muy extrema y las ayudas son muy relativas, son despensas de uso electorero, muy puntual, y no para generar capacidades. Otra vez se acude al reparto de cobijas, despensas y ahora Calderón ofreció tarjetas de débito; la misma respuesta paternalista, de dádiva, en vez de revisar de fondo la situación de hambre estructural. ¿Dónde están las acciones de Estado para terminar con el hambre crónica en la Tarahumara?”
El jesuita Javier Ávila, director de la Comisión de Solidaridad y Defensa de los Derechos Humanos (Cosyddhac), reconoce la gravedad de la situación. Considera hipócritas las campañas de gobierno y les percibe un tufo electorero.
“Estas situaciones de emergencia no son extraordinarias en la Tarahumara, lo lamentable es que el gobierno nada más se acuerda de la gente que pasa hambre cuando sale en los medios. ¿Por qué no se preocupan del hambre todo el año? ¿Por qué no se preocupan de consultarlos antes de meterles proyectos turísticos que les acaban el agua? Ahora salen con su capa de redentor a decir: ‘Yo los voy a salvar del hambre’, y entregan sus despensas con el logotipo de gobierno ‘Chihuahua Vive’. Que no pretendan lavarse su conciencia trayéndole comida a los indígenas”, truena el sacerdote con 40 años en la sierra.
Proceso constató que los encargados municipales de la Coordinadora Estatal de la Tarahumara, la dependencia de gobierno que atiende alimentariamente a los indígenas, tiene que cubrir cuotas de acarreo de indígenas para el mitin del precandidato priista Enrique Peña Nieto, a realizarse este domingo 8 en Chihuahua.
La tierra yerma
“Está muy duro. No hubo nada-nada, ni un lado hubo porque estaba seco, no hay nada ni pa’ nosotros ni pa’ los animales, hasta con las gallinas estamos batallando, no tenemos maíz, les conseguimos gusanitos y dejé libre mi caballo pa’ que busque qué comer. Y orita está pior, como está todo caro, no se vende nada de artesanía”, dice la rarámuri María Martha Villalobos, artesana del visitado Valle de los Monjes, una pradera con piedras monumentales que, por sus curiosas formas, parecen talladas.
Su única posesión en este momento son 10 gallinas y un caballo flaco.
“A veces comemos pura tortilla con sal o si no, tenemos poquito frijol. A veces para hacerla rendir usamos Maseca, como si fuera maíz, lo batimos con agua y eso tomamos. Y en invierno está pior porque se hiela y no salen los quelites, los coles, las yerbas que comemos.”
María Martha intenta competir contra los otros rarámuris que llegan a los lugares turísticos a vender sus artesanías.
Adrián Aguirre, director de la Fundación del Empresariado Chihuahuense (Fechac), y que apoya un programa de trueque de artesanías por comida y capacitación, señala: “Subió a 100% la demanda del trueque de seis meses a la fecha, son indicativos de que la gente no tuvo cosechas, perdieron todo, ellos quieren hacer más artesanías pero no tenemos capacidad para venderlas. Tenemos las bodegas llenas, no sabemos a dónde donarlas”.
En recorridos por la sierra se ve un único paisaje: milpas de tierra removida con algo de paja seca. Los pastizales a la redonda están amarillos, secos, quebrados. Las vacas, los caballos y las chivas están sueltos procurándose sus propios alimentos. No se ve maíz guardado en las trojes. En algunas casas tampoco se observan varones: se fueron a la pizca o se arrimaron con parientes en las ciudades.
“Muchos salieron a Cuauhtémoc, pero no los contrataron fácilmente por la helada de las manzanas. Pasó lo mismo con los que se fueron a Sinaloa y ahora tuvieron que irse más lejos y hubo menos trabajo”, explica Luis Octavio Híjar, director de Operación de la Fundación Llaguno, que apoya a las comunidades con proyectos productivos y programas nutricionales.
“Este año no hubo ni pa’ los elotes, muy seco estuvo, ahí como se puede nos vamos ayudando unos a otros, los que tienen maíz añejo. Otros se fueron a las uvas a Hermosillo. No hay ni cañijote del maíz, nada, ni rastrojo pa’ los animales este año. Ahí andan pepenando zacate seco”, lamenta el anciano en muletas Macario Figueroa Batista en Sitáravo, donde cuida casas de una familia jornalera que emigró.
“No se vende tampoco la artesanía porque somos muchos vendiendo. Así que nos ayudamos de a poquito, damos poquito menos de frijoles en el plato, porque ahora no hubo nada, nada”, explica la artesana Martha González, de la comunidad Gonogochi, mientras teje una faja de estambre.
Los empresarios de Chihuahua, a través de Fechac, aportaron 60 millones de pesos para comprar comida y distribuirla en la sierra.
“Estamos en coordinación con el gobierno del estado que tiene dos meses otorgando despensas a 14 mil familias. Ellos salieron a la cabeza a hacer la entrega, nosotros seguimos, pero este proceso va a ser largo: vamos a tener que ayudar a 250 mil gentes para la subsistencia.
“Quisiéramos atacar las cuestiones de fondo y no dedicarnos todo el año a comprar alimentos, porque no creemos en eso de regalar despensas (siempre hemos creído en proyectos educativos, de cuidado del bosque, pozos profundos, desarrollo de oportunidades), pero necesitamos atender la emergencia”, dice Aguirre, quien coordina una campaña que pretende juntar otros 25 millones de pesos de ciudadanos para comprar alimentos.
Sabe que uno de los retos de la entrega será la inseguridad: están informados de que tres camiones que salieron de Namiquipa con granos fueron asaltados.
Contra el asistencialismo
Veinte organizaciones sociales con presencia en la sierra se reunieron para diseñar la manera de lograr que la ayuda que llegue se entregue dialogando con la comunidad para hacer faenas dedicadas al cuidado o mejoramiento de los recursos naturales y que promuevan la autosustentabilidad alimentaria.
“Estamos buscando que el reparto sea a través de empleos temporales que incidan en el cuidado del medio ambiente y de sus tierras, reforestación, hacer zanjas. Aprovechar esta coyuntura de escasez para tomar conciencia del mayor cuidado de los recursos. Aunque los rarámuris siempre los han cuidado, somos los blancos los que los hemos llegado a acabar y a contaminar”, explica Aidé Montaño, coordinadora operativa del Centro de Desarrollo Alternativo Indígena (Cedain), de la red.
Híjar señala que la red también se creó para evitar el asistencialismo y el uso político de la ayuda.
“Le dijimos al gobierno que queremos que ellos se sumen al trabajo de las organizaciones de la sociedad civil y nos dejen repartir las despensas; que si estaban dispuestos a dejar de repartir la comida con sus logotipos de ‘Chihuahua Vive’ para hacer un blindaje electoral, que aprovecharan la oportunidad para ir a las causas, que dejaran de hacer de bomberos cada año en vez de revisar por qué cada año pasa lo mismo, y que se den las despensas a cambio de trabajo –dialogado con las comunidades– para atacar las causas, como limpieza de bosques para evitar incendios, retención de agua, rotación de cultivos, y no lo de siempre, como reparación de caminos. Pero el gobierno del estado parece que ya pintó su raya y dice ‘voy a seguir repartiendo como se me antoje’”, critica el jesuita Ávila, integrante de la red.
Entrevistado al respecto, Jesús Escárcega, encargado de la Coordinadora Estatal de la Tarahumara con oficinas en Creel y atención a cinco municipios, es optimista. “Este problema (del hambre) sí se va a solventar porque nuestro gobernador, el licenciado César Duarte, está muy atento y le está dando prioridad”, dice mientras señala que pronto comenzarán la entrega de despensas y mantendrán el apoyo alimentario a los albergues infantiles, además de la entrega de material.
Mientras en Chihuahua se discute cómo debe hacerse la entrega de las despensas, los rarámuris que permanecen en sus tierras están en temporada de festejos que, como dice Montaño, “las fiestas son algo más que una oportunidad de juntarse, es el único momento en que comen carne”.
Híjar agrega: “Ellos son diferentes a nosotros: cuando hay crisis acaparamos y el rarámuri hace fiestas para que el que tiene comparta y el que no, se acerque a donde hay y le dan. Es su manera de distribuir los alimentos. Pero las fiestas se acaban el Día de la Candelaria.
Y en ese momento vendrá la escasez fuerte. El reto ahora es aprender a vivir en esta situación de climas extremos, de falta de agua, lluvia a destiempo, falta de nieve y heladas fuera de temporada, y ver cómo aprendemos a vivir ante esta situación”.

Marcela Turati. En: Proceso #1836. 8 de enero de 2012.