Translate

Sunday, April 02, 2017

Ko Un





EL DELANTE DEL ÁRBOL

Mira, los humanos de espaldas.
Si Dios existe
ésta su forma
y de este modo?

Todo árbol
tiene un delante y un detrás.
No necesariamente por culpa de la luz del sol.
No necesariamente por el Norte y por el Sur.
Cruzo su delante y encuentro el árbol,
cruzo su detrás y me despido de él
y ya me falta, ese árbol.
No tiene palabras, el árbol,
pero siente palabras de amor,
tiende más hojas al soplo del viento.

Las hojas del nuevo año
son aún más verdes.
Y cuando el verano haya pasado
destellará allí,
con un rojo de fuego
que nadie podrá nunca igualar.
Con un rojo de fuego
al que ningún final de una amistad humana
podrá extinguir.

   Del libro Naeir
ŭi norae – Cantos del mañana (1992)


EL CAMINO

De ahora en adelante, esperanza.
Me falta el aliento,
de ahora en adelante, esperanza.
Si no hay camino
lo construyo mientras lo hago.
De ahora en adelante, historia.
Historia no como pasado,
sino como todo lo que es.
Del futuro, de sus peligros,
en mi vida presente,
hasta lo desconocido que viene,
y la oscuridad que viene.
Oscuridad
es solo ausencia de luz.
De ahora en adelante, esperanza.
El camino no existe.
Por esto lo construyo mientras lo hago.
He aquí el camino.
He aquí el camino,
y lleva siempre consigo, impecable,
numerosos mañanas.

   De Cantos del mañana, 1992



LA VELA BLANCA

Nadie desea la tempestad, ¡esto es cierto!
Y, en cambio tú, blanca vela ahí fuera en el mar,
en lo hondo del corazón esperas que llegue la tempestad.
Porque sólo durante la tempestad
logras estar viva.

Oh, blanca vela paciente y nostálgica en el gran mar azul!
La lucha ha empezado.

Mi mirada no se aparta de ti.

Entre la hierba, bajo mis pies,
incluso una brisa suave es tempestad.

    De Estrellas en el país natal, 1984.


Bajando de la montaña

Al mirar atrás
¡ah!
la montaña de la que desciendo
ha desaparecido.
En el lugar donde estoy
la brisa otoñal agita
indolente
la piel que mudó la serpiente

 Bebé
    Antes de tu nacimiento
              antes que tu padre
             antes que tu madre
tu balbuceo ya estaba ahí



Cucú

Al alba tres cucús se sientan juntos
                                                  ni una palabra
                      ni qué bueno es otro mundo
                       ni qué bueno es este mundo
       Los cucús de ayer fueron olvidados
aún es temprano para los cucús de hoy
                           El mejor momento del día

 

 Efímero

 Una trescientas millonésima de segundo,
              si eso es lo que dura una partícula,
         considera qué interminable es un día
  ¿Piensas que un día es demasiado corto?
                                                           gran codicia

 
El viento

Nunca le pidas clemencia  al viento
altas lilas silvestres y otras
blancas lilas aromáticas y otras
flores sin nombre y otras
una vez que se hayan marchitado sus hojas
brotarán nuevos tallos
No es demasiado tarde


En tu regazo

Un siglo en tu regazo
sin patria
sin amigos
sin camino que pueda emprender
Qué delirio, el territorio de la oscuridad


 
Las escrituras del maestro

El monje Ta Hui de la dinastía Sung
echó al fuego las escrituras de su maestro
Las memorias del farallón azul
Bien hecho
hizo bien
Sin embargo, las memorias permanecen


 
Luces lejanas

Haciendo el camino de noche
las luces distantes me dieron fuerza
por sí mismas
por sí mismas
ayer, hoy y mañana también


 
Más allá

                   ¿Cómo vivir
                           sin ti?


Olas

Mira, ¿acaso todas las olas se mueven
porque una sola empieza a moverse?
No
Simplemente se mueven todas a un tiempo
Todo ha sido una equivocación
desde el principio


Posada en el cruce de caminos

                                                          Despierto
                  si estoy despierto hay alegría
                en ningún lugar existe tristeza
tomo tres copas de vino y miro afuera
         en la posada del cruce de caminos
    se lo oí decir al camino bajo la lluvia


 Reminiscencia

                        Durante decenas de años
                         esperé un copo de nieve
mi cuerpo que ardía como una brasa
                                                         se apagó
                                El canto de la cigarra
                                                                  cesó


 
Simplemente

                                          Se dice que seguimos
              el camino que cada uno ha tomado
   porque alguien nos dijo que lo tomemos
se dice que el agua que fluye simplemente
                                                              por el valle
                                                          está fluyendo
            porque alguien le dijo que lo hiciera
                Qué pobre es la sabiduría humana


 Un callejón

Un callejón sin salida. Me vuelvo
                                                          Vale
                                             Aquí y allá
                                   Luces brillantes
        En un callejón de Chongnung

 
Un día

Un relámpago en la colina de enfrente
Un trueno en la colina de atrás
entre las dos
una piedra muda

 
Una palabra

   Tienes prisa
 mucha prisa
Le dice un leño al fuego.


 
Verano tardío

           Entrar en el agua ¡plaf!
                 entrar en las llamas
                                ¡Ay, quema!
                    así voy avanzando
mientras las frutas maduran
                                        más allá




Vestíbulo principal del templo

Un gran error
hubiera sido mucho mejor
darse la vuelta en la puerta


Versión de Joung Kwon Tae  - Revisada por Isabel R. Cachera
De "108 poemas Zen" Editorial Casariego 2005
 

 Poeta, novelista y ensayista coreano nacido en Gunsan en 1933.
Procedente de una familia campesina, desde muy pequeño estudió los clásicos chinos y se interesó por el cultivo de la poesía. Durante su juventud, traumatizado por el ambiente de la guerra en su país, superó un intento de suicidio ingresando en la orden Budista donde permaneció hasta 1962.
Su primera publicación importante, "Cantos a la orilla del mar" fue publicada en 1966. La inestabilidad emocional, la afición al alcohol, y la lucha infructuosa por los derechos humanos, lo llevaron a un nuevo intento de suicidio que sólo logró superar después de permanecer arrestado y contraer matrimonio a la edad de cincuenta años.
Su obra ha sido traducida a numerosos idiomas y ha recibido importantes premios entre los que se cuentan El Premio Coreano de Literatura en 1974 y 1987, el Premio Manhae de Literatura en 1989, el Premio Sueco de Literatura para autores asiáticos en 2006 y el premio canadiense "Griffin Poetry Prize Lifetime" en 2008.
Desde 1983 se trasladó a Anseong, Gyeonggi-do, Corea del Sur, donde aún vive.









No comments: