Translate

Thursday, November 27, 2014

El Estafador Aarón Rueda Torruco, gana premio en feria de libro

By on 27 noviembre, 2014  

141127aar
Aarón Rueda (en el centro de la imagen) posa durante la premiación en la FUL.

Un día después de que Aarón Rueda recibiera el premio de poesía que otorga la Universidad Juárez Autónoma de Tabasco (UJAT), en el marco de la Feria Universitaria del Libro 2014, celebrada en Villahermosa, quedó al descubierto a nivel nacional la estafa que desde diciembre de 2013, el choapero mantenía con su “Frankestein literario”, un premio inventado por su cabeza febril que escatimó la honra a la memoria de quien debía consagrarla.
Todo esto se desprende por una carta pública, fechada el 15 de noviembre de 2014, firmada por María Paloma Guardia Montoya, quien tuvo que desmarcarse de la promotoría que Aarón Rueda realizaba a nombre de Rubén Bonifaz Nuño. Guardia Montoya es la responsable de la oficina del poeta, traductor y académico universitario fallecido hace 21 meses.
La misiva señalaba que “nadie tiene derecho a hacer mal uso ni a lucrar con el nombre de un poeta tan amado por sus lectores, de un humanista que tanto le dio a este país, a nuestra cultura y a cuantos a él se allegaron; y que afirmaba en uno de sus últimos trabajos: “Fundamento de la sociedad humana es la honestidad”.
Al cuestionar a Aarón Rueda sobre lo acontecido, éste no dio sino respuestas vagas. Posteriormente interrumpió su trato conmigo”
Rueda Torruco, quien se ostenta como “director del Festival Iberoamericano de Poesía Salvador Díaz Mirón y representante del Proyecto Cultural Sur (de) Las Choapas, Veracruz”, es señalado de actuar deshonestamente, usando indebidamente la memoria del autor de Fuego de pobres.
La llamada “hija adoptiva” del traductor de Homero, Catulo y Ovidio, explicó cómo desde diciembre de 2013, el promotor se presentó para dar a conocer a los descendientes directos del bardo, la creación de un certamen lírico que llevaría el nombre del recién fallecido académico.
Como responsable de la oficina de Bonifaz Nuño, Guardia Montoya vio con “beneplácito esta iniciativa”, cuyo monto económico sería cubierto por el propio Rueda Torruco.
Para la segunda edición, las familias Bonifaz Nuño y Chapoy Bonifaz acodaron “destinar una cantidad para fortalecer económicamente el premio”.
En agosto, “cuando se debería haber llevado a cabo la premiación del segundo concurso”, la oficina contactó con Aarón para realizar el depósito, pero éste señaló “contratiempos”, por lo que la premiación se corrió hasta octubre.
“A inicios de ese mes del presente año fui contactada por Raúl Heraud, quien se presentó como un poeta peruano, ganador del primer concurso y quien NO RECIBIÓ el premio. El organizador sólo le dio disculpas y, finalmente, el poeta ganador perdió toda comunicación con él. Al cuestionar a Aarón Rueda sobre lo acontecido, éste no dio sino respuestas vagas. Posteriormente interrumpió su trato conmigo”, se lee en la carta publicada en el sitio web de la revista Proceso, bajo el encabezado ‘Sobre el llamado “Premio Hispanoamericano de Poesía Rubén Bonifaz Nuño’”.
La custodia del legado de Bonifaz, “obedeciendo a un dictado moral”, asumió “la responsabilidad económica” con el segundo ganador del certamen, Agustín Guambo, “sin mediación alguna por parte de Aarón Rueda”.
La carta en la que Guardia Montoya califica los hechos como un “penoso asunto”, advierte a la opinión pública desconocer “toda posterior edición del premio, desvinculando el nombre de Rubén Bonifaz Nuño, el de su oficina de la Biblioteca Central, que sigue en funciones, el de las familias Bonifaz Nuño y Chapoy Bonifaz, así como mi nombre, del señor Aarón de Jesús Rueda Torruco”.
Un día antes de la publicación de estos hechos, el 15 de noviembre, el Instituto Juárez de la UJAT, le entregó un premio con monto de 15 mil pesos por haber ganado el certamen literario de poesía, con un jurado que estuvo conformado por tres jueces, entre los que se encontraba su mentor literario, el cardenense Níger Madrigal.
Rueda Torruco es autor del libro Arrullos de la tierra. Pero lo que más destaca de su corta carrera literaria es que logró viajar a cuanto festival nacional e internacional lo invitaban. Tan sólo en marzo de 2013, estuvo en la Feria de Minería, de Ciudad de México; en abril participó en el festival literario de Quebec, Canadá; y en mayo, en el de Medellín, Colombia. Falta saber qué tanto lo apoyaron el Instituto Estatal de Cultura, del gobierno del estado de Tabasco, y el Instituto Juárez, de la UJAT.
Hey Tabasco buscó hablar con el literato para conocer su versión, pero hasta el momento de consignar esta nota no se había reportado.

No comments: